Mundo

El drama de una familia chilena atrapada en un crucero sin rumbo por cuenta del coronavirus

El cierre de fronteras en decenas de países, la escasez de vuelos a nivel mundial y la tragedia sanitaria que se vive en Italia a causa del COVID-19 ha convertido en un viacrucis el retorno de una familia atrapada en el crucero Costa Luminosa.

Andrea Aguilar Córdoba   | 24.03.2020
El drama de una familia chilena atrapada en un crucero sin rumbo por cuenta del coronavirus Myrtha Gajardo posa frente al crucero Costa Luminosa. (Archivo particular - Handout - Agencia Anadolu)

Chile

Por: Andrea Aguilar Córdoba

Lo que inició como el viaje soñado para la joven chilena Katherina Serczyk y su familia en el crucero italiano Costa Luminosa, se ha convertido en una pesadilla que parece lejos de acabar. Miles de turistas han quedado varados a bordo de barcos a los que no se les permite desembarcar en ningún país por temor a los contagiados por coronavirus.

El crucero partió el pasado 5 de marzo desde Port Everglade, en Miami, y su itinerario incluía las ciudades de San Juan de Puerto Rico, Antigua, Tenerife, Málaga, Marsella, Savona, Nápoles, Dubrovnik y finalmente Venecia. Sin embargo, una semana después de haber embarcado el trayecto se convirtió en un auténtico infierno y lo único que deseaban era bajar del barco.

“El problema para desembarcar es que el barco ha presentado casos de personas que han sido confirmadas con COVID-19 y que bajaron en Islas Caimán, San Juan de Puerto Rico y Tenerife”, señaló Serczyk a la Agencia Anadolu desde el interior del barco en Marsella.

Con Serczyk , de 24 años, viajan seis adultos mayores cuya salud se ha visto deteriorada en los últimos 15 días a bordo del crucero, en medios de los rumores por el aumento de contagiados y por las fallas en el protocolo de la embarcación italiana. “Seguimos en la cabinas, si no estás grave, casi muriéndote o sin respirar ellos no consideran que seas un caso grave. Pedimos atención médica y dijeron que debíamos esperar a que abrieran el hospital del barco”.

Una de las situaciones de salud más complicadas de la familia la vive el tío Patricio Gajardo, de 67 años, quien ha pasado los últimos días con síntomas del coronavirus como fiebre sobre los 39 grados, diarrea, tos.

Desde Chile, sus hijas Loreto y Macarena han emprendido una cruzada para denunciar la situación que se vive a bordo del crucero Costa Luminosa, y las fallas en el protocolo para implementar el aislamiento y el testeo de contagiados luego de que se confirmaran varios casos a bordo.

“Estamos en Chile preocupados por este caso, porque nuestra familia va camino a Italia. Cuando partieron no estaban las noticias del coronavirus como están ahora. Mis padres, mis tíos y una prima subieron sin conocimiento de que el barco había un caso de un contagiado”, señaló Loreto Olavarrieta a la Agencia Anadolu.

Por su parte, su hermana Macarena Gajardo, quien ejerce como médica nefróloga en Chile, expresó su preocupación por la situación sanitaria a bordo del Costa Luminosa, en el que permanecen más de 1.500 pasajeros, entre ellos una gran cantidad de adultos mayores, el grupo más vulnerable a los síntomas del coronavirus.

“No dejaron encallar el barco en Antigua y decidió cruzar todo el Atlántico llegando a Tenerife con dos pasajeros graves y cuyo test de coronavirus fue positivo. En esos momentos también se conoció el resultado positivo de pasajeros que habían bajado en Puerto Rico, y recién ahí, después de casi siete días navegando, se hizo la cuarentena”, señaló Macarena.

La médica de la familia, quien los ha estado evaluando a diario a través de videollamadas y saturometría por el celular, señaló que la situación de su tía Myrtha Gajardo, de 75 años, también es muy delicada debido a sus enfermedades previas.

“Es la que está más grave en estos momentos, tiene antecedentes coronarios, hipertensión, diabetes y desde hace tres días está con fiebre, tos y todos los síntomas de una neumonía por COVID-19. No ha recibido la atención médica adecuada, necesita hospitalización y oxígeno”, afirmó a la Agencia Anadolu.

El mayor temor de sus familiares en Chile era que Patricio y Myrtha fuera trasladados a un hospital italiano, debido al colapso sanitario que hay en un país en donde se está priorizando a los pacientes con más posibilidades de sobrevivir y no a los adultos mayores con condiciones de salud previas.

A pesar de sus contactos con diplomáticos y altos funcionarios chilenos en distintos países europeos no lograron que su familia pudiera descender en Francia y el Costa Luminosa partió rumbo a Italia, en donde la situación hospitalaria es crítica y la cifra de fallecidos supera los 6 mil a causa del coronavirus.

“El 18 de marzo nos enviaron una carta a nuestras cabinas señalándonos que en Marsella bajarían algunos pasajeros no italianos. Nos dijeron que preparáramos las maletas y nos entregaron un protocolo para desembarcar. El barco nos había agendado vuelos Marsella-París y París-Santiago, pero por la demora del control sanitario, nos dijeron que no alcanzábamos a desembarcar y que perderíamos los vuelos. Así fue”, relató Serczyk cuando el barco iba rumbo a Savona, en el norte de Italia.

El ministerio de Relaciones Exteriores de Chile señaló que hay más de 10 mil connacionales y residentes que han retornado al país en los últimos días, aunque ha insistido en que se está haciendo todo lo posible para repatriar a todos los que lo necesiten.

“Todavía hay muchas personas en muchos lugares del mundo que buscan formas de regresar al país y estamos trabajando en ello. Estamos conscientes de que hay personas en lugares muy distantes, no nos hemos olvidados de ustedes y haremos las gestiones necesarias”, señaló el canciller chileno, Teodoro Ribera.

Patricio y Myrtha Gajardo finalmente fueron diagnosticados con COVID-19 durante este fin de semana y permanecen hospitalizados en un centro médico de Génova. El resto de los integrantes de esta familia chilena sigue a la espera para ser desembarcados y llevados a un lugar de cuarentena en Italia. Su mayor temor se ha hecho realidad.

El sitio web de la Agencia Anadolu contiene sólo una parte de las historias de noticias ofrecidas a los suscriptores en el Sistema de Difusión de AA News (HAS), y en forma resumida.