Mundo

Continúa la crisis en el noroccidente de Colombia por 15 mil migrantes varados

La movilización de personas de países como Haití, Cuba, Chile, Senegal o Ghana, entre otros, en el municipio de Necoclí, Antioquia, ha generado un colapso de los servicios públicos, de salud y abastecimiento de alimentos.

Diego Camilo Carranza Jiménez   | 29.07.2021
Continúa la crisis en el noroccidente de Colombia por 15 mil migrantes varados Migrantes cruzan por el paso del Darién, en la frontera entre Colombia y Panamá. (Crédito obligatorio: Unicef)

BOGOTÁ

Entre 7.000 y 15.000 migrantes de diferentes nacionalidades se encuentran varados en el municipio de Necoclí, departamento de Antioquia, al noroccidente de Colombia.

Hasta este punto de la subregión del Urabá antioqueño llegan miles de personas de países como Haití, Cuba, Chile, Senegal o Ghana, entre otros, que se dirigen hacia Panamá con el fin de continuar su trayecto a hacia Estados Unidos.

Según la Alcaldía local, la Defensoría del Pueblo y Migración Colombia, hay alerta máxima en Necoclí por una posible crisis sanitaria y posibles brotes de COVID-19.

El alcalde Jorge Augusto Tobón decretó calamidad pública y aseguró están “viviendo la peor crisis en la historia del municipio de Necoclí con el tema migratorio”.

“Más de 10.000 migrantes hoy en nuestros territorios represados, esperando que se les venda un tiquete para viajar a las costas del Chocó, coger Centroamérica y llegar a Estados Unidos”, dijo el mandatario en declaraciones a medios nacionales.

Ver también: Migración Colombia asegura que en el 2021 han ubicado a más de 25 mil migrantes irregulares 

La Defensoría afirma que desde hace más de diez días la salida de lanchas desde Necoclí se ha afectado debido a que las empresas de transporte no tienen la capacidad de prestar el servicio.

“En este momento son aproximadamente 15.000 migrantes represados. Diariamente salen cerca de 850 personas de Necoclí e ingresan 1.500 más al municipio, es decir que todos los días aumenta el número de migrantes represados, lo que exige un plan de contingencia que permita superar la crisis”, dijo el defensor del Pueblo, Carlos Camargo, al confirmar que visitará esta región de la costa caribe colombiana para verificar las condiciones de los migrantes.

El defensor se reunirá con las autoridades locales e instituciones responsables y corresponsables en la atención y garantía de los derechos de la población migrante y refugiada para revisar cómo avanzan los planes de contingencia que, desde la Defensoría, se ha solicitado activar ante esta emergencia.

Pese al anuncio de Camargo, hasta el momento no se han tomado medidas de fondo para atender a la población local y migrante.

Sumado a lo anterior, ya han colapsado los servicios públicos, de acueducto y alcantarillado, el sistema de salud, abastecimiento de alimentos y de alojamiento. Hay personas extranjeras durmiendo en las calles del municipio, en parques y en la playa.

El alcalde Tobón también pide que a los migrantes se les dé un salvoconducto porque están expuestos a las redes de tráfico de personas.

La Defensoría del Pueblo tiene registro de unas 33 mil personas provenientes de diferentes paíse, que han transitado en lo que va del año por este corredor.


El sitio web de la Agencia Anadolu contiene sólo una parte de las historias de noticias ofrecidas a los suscriptores en el Sistema de Difusión de AA News (HAS), y en forma resumida.