Mundo

Al menos 37 personas han muerto durante nuevas manifestaciones en Myanmar

Según los medios locales, las fuerzas de seguridad volvieron a disparar contra la multitud en una una de las jornadas de protesta contra el golpe de Estado más mortíferas de los últimos días.

Juan Felipe Velez Rojas, Shafiq Ahmad Qureshi   | 03.03.2021
Al menos 37 personas han muerto durante nuevas manifestaciones en Myanmar Continúan las manifestaciones contra el golpe militar en Rangún, Myanmar, el 3 de marzo de 2021. ( Stringer - Agencia Anadolu )

Colombia

Al menos 37 personas han sido asesinadas este miércoles en protestas contra el golpe de Estado en Myanmar, señalaron medios locales. La Policía y las fuerzas de seguridad utilizaron nuevamente armas letales para dispersar las manifestaciones que exigían la restauración del Gobierno civil, tras la toma del poder por parte de los militares el pasado 1 de febrero.

La agencia de noticias Associated Press (AP) informó que 33 personas murieron en Rangún, Saline, Mandalay, Mawlamyine, Myingyan y Kalay como resultado de la intervención de las fuerzas de seguridad, que también habrían detenido a cientos de personas, incluidos periodistas, durante las manifestaciones del miércoles.

Según un testigo que habló con la Agencia Anadolu, la Policía disparó contra los manifestantes incluso después de detenerlos. "Me sorprendió mucho ver que la Policía disparó contra un manifestante desarmado después de que no pudo defenderse", señaló por teléfono.

Los informes de los medios han indicado que las muertes en Rangún, la ciudad más grande del país, incluyeron a un miembro del equipo de rescate voluntario local Mon Myat Seik Htar (MMSH). Así mismo, imágenes en las que cuatro miembros del MMSH fueron golpeados por la Policía fueron compartidas en las redes sociales.

Ver también: Naciones del sudeste asiático piden una solución pacífica a la crisis de Myanmar

Un líder de un grupo de voluntarios con base en Rangún confirmó el arresto de un miembro del MMSH mientras brindaba asistencia médica a un manifestante herido en el municipio de North Okalapa.

"El miembro del MMSH resultó gravemente herido en la cabeza luego de ser golpeado por la Policía. Sin embargo, no tenemos más información sobre ellos", dijo por teléfono a la Agencia Anadolu.

Horas previas, Ko Bo Kyi, secretario adjunto del grupo defensor de derechos humanos, Asociación de Asistencia para Presos Políticos (AAPP), había indicado que unas 18 personas habían sido asesinadas por los militares.

"Los llamados militares mataron al menos a 18 personas en el norte de Okkalapa, en Rangún, Mandalay, Monywa, Myingyan, Pyin Oo Lwin y Salin en Magwe. La lista de muertos puede aumentar más tarde. Además, muchos resultaron heridos. Algunos están en situación crítica", destacó Kyi en su cuenta de Twitter.

Según informes de los medios de comunicación y testigos, al menos 40 personas resultaron heridas en el municipio de Okalapa del norte de Rangún después de que la Policía y las fuerzas de seguridad abrieran fuego directo contra la multitud en medio de una situación tensa.

Por su parte, la Fundación de Derechos Humanos de Monland, una organización local de derechos humanos, aseguró que algunos policías habían ingresado a diferentes viviendas y destrozado las pertenencias de sus habitantes, y que les habían ordenado apagar sus celulares.

El servicio birmano de Radio Free Asia subió un video en el que se observa a la Policía arrastrando dos cuerpos después de tomar medidas enérgicas contra los manifestantes en la ciudad este miércoles.

Las manifestaciones en la nación del sudeste asiático iniciaron luego de que el Ejército birmano arrestara a varios líderes políticos, incluyendo la líder de facto del país, Aung San Suu Kyi, y el presidente birmano, Win Myint, todos integrantes del partido gobernante, la Liga Nacional para la Democracia (NLD, por sus siglas en inglés).

El Ejército aseguró que no permanecerá en el poder por mucho tiempo y reiteró que el golpe se dio tras un fraude electoral cometido en las pasadas elecciones parlamentarias de noviembre de 2020, donde el partido de Suu Kyi obtuvo una victoria aplastante.

La acusación ha sido rechazada rotundamente, incluso por el secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

La AAPP informó el lunes que, desde el reciente golpe militar en Myanmar, 1.213 personas han sido arrestadas de las cuales 913 siguen detenidas.

La brutal represión se dio luego de que la Asociación de Naciones del Asia Sudoriental (Asean) pidió a todas las partes de Myanmar buscar una solución pacífica "a través del diálogo constructivo y la reconciliación práctica.

"Expresamos nuestra preocupación por la situación en Myanmar y pedimos a todas las partes que se abstengan de instigar más violencia y ejerzan la máxima moderación y flexibilidad", indicó la Asean en una nota de prensa.

La organización pidió la liberación de los detenidos políticos y le propuso a la enviada especial del secretario general de la ONU en Myanmar, Christine Schraner Burgener, involucrar a las partes interesadas.

*Juan Felipe Vélez Rojas contribuyó con la redacción de esta nota.


El sitio web de la Agencia Anadolu contiene sólo una parte de las historias de noticias ofrecidas a los suscriptores en el Sistema de Difusión de AA News (HAS), y en forma resumida.