Mundo

Jefe del Parlamento de Túnez acusa al presidente del país de orquestar un golpe de Estado

El presidente Kais Saied destituyó el domingo al primer ministro Hichem Mechichi, congeló el Parlamento por 30 días y asumió la autoridad ejecutiva.

Diana Shalhub   | 26.07.2021
Jefe del Parlamento de Túnez acusa al presidente del país de orquestar un golpe de Estado Rachid Ghannouchi, líder del movimiento Ennahda de Túnez. (Houssem Zouari - Archivo Agencia Anadolu)

TÚNEZ

El presidente del Parlamento de Túnez, Rached Ghannouchi, aseguró este lunes 26 de julio, un día después de que el presidente Kais Saied destituyera al Gobierno y congelara el legislativo, que el movimiento es un golpe de Estado.

El domingo Saied destituyó al gobierno del primer ministro Hichem Mechichi, congeló el Parlamento por 30 días y asumió la autoridad ejecutiva con la ayuda de un nuevo primer ministro.

"Esto es claramente un golpe de Estado constitucional. Es un golpe contra la revolución, contra las libertades generales y personales. El Parlamento elegido democráticamente, el Gobierno y todo lo demás todavía están en funciones", dijo Ghannouchi a la Agencia Anadolu.

También señaló que las decisiones del presidente Said son erróneas y hundirán al país en la oscuridad, por lo que pidió a los miembros del Parlamento que resistan y defiendan su legitimidad.

Ghannouchi enfatizó que el presidente tunecino no consultó con él las decisiones del domingo.

El líder tunecino indicó que tuvo una reunión con Nuraddin Tabubi, secretario general de la Organización de los Trabajadores de Túnez, para proteger la democracia, y que convocará a los grupos políticos de la asamblea a una reunión este lunes.

Agregó que continuarían su trabajo normal en el Parlamento y que está en contacto con el primer ministro Mechichi.

"La suspensión del Parlamento es inconstitucional, ilegal y sin fundamento", dijo Ghannouchi en un comunicado publicado en la página de Facebook de la Asamblea.

"El Parlamento todavía está en pie y desempeñará sus deberes", agregó.

Saied defiende que sus decisiones están en línea con el artículo 80 de la Constitución, que le permite al presidente tomar medidas excepcionales bajo serias amenazas para proteger al país. El artículo, sin embargo, condicionó la adopción de tales medidas a la consulta con el jefe de Gobierno y el presidente del Parlamento.

"Le aseguramos al pueblo tunecino y a los amigos de Túnez en el mundo que su voz libre nunca mermará", dijo Ghannouchi.

Túnez está inmersa en una profunda crisis desde el 16 de enero, cuando Mechichi anunció una reorganización del gabinete pero Saied se negó a realizar una ceremonia para juramentar a los nuevos ministros.

El país se enfrenta a la propagación sin precedentes de las cepas de COVID-19 en la mayoría de sus estados.

La nación es vista como la única árabe que logró llevar a cabo una transición democrática luego de las revoluciones populares que derrocaron a los regímenes que gobernaban en varios países, incluidos Egipto, Libia y Yemen.

*Ahmed Asmar y Aicha Sandoval Alaguna contribuyeron con la redacción de esta nota.

El sitio web de la Agencia Anadolu contiene sólo una parte de las historias de noticias ofrecidas a los suscriptores en el Sistema de Difusión de AA News (HAS), y en forma resumida.